jueves, 31 de mayo de 2012

DIRECTORES - Roman Polanski (1933-)






RETRATOS DESDE EL EXILIO



Roman Polanski, de orígen polaco pero nacido un 18 de Agosto de 1933 en París, es uno de los principales estandartes del cine de autor perteneciente a las nuevas olas de dirección surgidas en los ’60 en Europa. A mediados de los '70 trasladó a Hollywood su  éxito y talento para establecer una obra perdurable a lo largo de mas de tres dècadas, y finalmente consagrarse con un merecido y tardío Oscar otorgado por su labor de “El Pianista” (2002). Película con la que también triunfò en Cannes y que, paradojicamente, cuenta la historia de un hombre perseguido por la brutalidad de la guerra, hecho que mucho tiene que ver con los origines de Polanksi Y desde allí se entiende la concepción del cine de Polanski y a los personajes protagonistas de sus historias. Seres en pena que mutan desde su exilio físico, mental, moral o político.

Hijo de judíos y polaco de nacionalidad, nació en Francia, pero el antisemitismo, la ocupación territorial y los campos de concentración lo persiguieron como fantasmas a lo largo de su infancia (hecho que moldeò su carácter y marcò a fuego memorias atroces) hasta que su familia huyò a Polonia y ya de joven, se refugiò en el cine, quizás para encontrar la seguridad que su mundo real no le daba.

Para entender como concibe el cine Polanski, sus motivaciones, sus obsesiones, su visión del mundo y sus lugares recurrentes, es preciso analizar con mas detenimiento sus comienzos. Sus inicios en el campo de la cinematografía con los primeros largometrajes rodados en su tierra natal, nos ayudan a comprender la formación de èste como un cineasta coherente y sólido, con una profundidad y una sutiliza dignas de observar. Su primer gran film se llamò “El Cuchillo Bajo el Agua” (1962), un film de origen polaco que no estaba asociado con la guerra y sus derivaciones, como acostumbraba aquel cine por ese entonces. Con suspenso, plagado de simbolismos, metàforas  y precisión visual, es un drama psicológico donde dos hombres de diferentes generaciones (un extraño y el marido de ésta) se disputan a una mujer, potenciándose como rivales para impresionarla. 

Si bien Polanski toma reminiscencias del cine de los ’50 de Rossellini, Antonini y Bergman, por medio de esta película revisiona el concepto del anti-héroe puesto en tela de juicio y evidenciado en su tortuosa relación del binomio masculino con una mujer. Para Polanski el triàngulo pasional es el vehìculo para mostrar el deterioro de las relaciones maritales con la consecuente infidelidad, para que luego las conformidades económicas y la renuncia a cualquier ilusión de libertad posible dejen todo en su lugar a pesar de ese vacío existencial que domina el relato.

Su siguiente película fue “Repulsión” (1965), un relato de locura y alienación, film con el que se consagra en el Festival de Berlin. Siniestra y paranoica, es un cuento de locura, manipulación y venganza. El clásico terror que Roman Polanski elige para mostrarnos una compleja pero efectiva exploración en la mente de un desequilibrado. La visión del terror de Polanski, en un punto de vista más que singular, e influyò a generaciones modernas. Podemos ver su continuación en films como "El Exorcista" o "La Profecía". Es decir historias de terror con alto contenido religioso que combinaban lo sobrenatural, lo profanador y lo prohibido con elementos naturales en donde, a la manera de Hitchock se creaba la sorpresa o lo inesperado. Así entendía el terror este emblemático director de origen europeo.

Luego vinieron la bizarra “Cul-de-Sac” (1966) y la sarcástica “La Danza de los Vampiros” (1967), pero fue realmente la polémica “El Bebe de Rosemary” (1968) la película que lo catapultara al estrellato y elevara su reputación en Hollywood, un sofisticado thriller psicológico con implicaciones satánicas. La visión del terror de Polanski, en un punto de vista mas que singular, influyo a generaciones modernas y podemos ver su continuación en films como "El Exorcista" o "La Profecía". Historias de terror con alto contenido religioso y profano que combinaba lo sobrenatural y lo prohibido con elementos naturales en donde se creaba la sorpresa o lo inesperado, de la misma forma que lo habìa hecho Alfred Hitchcock dècadas atràs, siendo un pionero de estas pràcticas de gènero. 

En el término de menos de una década Roman Polanski concibió una trilogía de terror digna de representar al género: “Repulsión”, “El Bebe de Rosemary” y “El Inquilino” nos muestran a un Polanski con marcas de autor que lo convirtieron en director de culto a una muy temprana edad. Su estilo autoral denotaba una madurez muy adelanta, pese a su juventud, dàndose el lujo de componer una triple obra de alta calidad valiéndose de su magistral concepción del terror logrando con estos films escribir una página importante tanto en su filmografía como en la historia del género del horror.

Los años ’70 encontraríana Polanski en medio de una serie de sucesos tumultosos que sacudieran su vida privada: en 1969 la secta de Charles Manson asesinò a su por entonces esposa Sharon Tate en un hecho de tal brutalidad que conmoviò al mundo y atormentò al autor durante años. Pese a la tragedia en que se habia convertido su vida, el autor continuarìa rodando su controvertida versión de “Macbeth” de Shakespeare (1971), seguido de  “¿Que?” (1972), una comedia surrealista y sexual. Posteriormente se embarcò en un proyecto mas que ambicioso, fue el responsable de una obra maestra del cine noir que revitalizò un gènero que se agotaba lejos de sus mejores años: “Barrio Chino” (1974). 

Para fines de los '70 Polanski se convirtió en un proscrito de Hollywood y tuvo que volver a Europa para evitar el encarcelamiento. Habìa sido encontrado culpable de un abuso a un menor, en un confuso episodio que tuvo lugar en la mansión de su colega y amigo Jack Nicholson. Cientos de historias giran en torno a este relato, y ambos hechos han tomado con los años un caràcter mìtico. Luego del mencionado escándalo sexual y desde Europa, Polanski continuo en pie con su carrera cinematográfica, aunque con cierta irregularidad.  

El mencionado hecho lo convertirìa en un personaje prohibido en Hollywood, con lo cual Polanski emprenderìa una segunda etapa de su filmografìa producida en el Viejo Continente. En los '80 el autor haría una apertura de su obra vislumbrando otras inquietudes artísticas: La polémica trama romàntica y lìrica “Tess”, el brillante thriller “Frenético” y en los '90 encaminando su carrera a títulos igualmente inquietantes en su acercamiento al misterio como “La Muerte y la Doncella” (1990), “Lunas de Hiel" (!992) y “La Novena Puerta” (1999), si bien intercalando con fracasos estrepitosos como “La Pirata” (1986), un fallido intento de superproducción.

Polanski, entrado el nuevo milenio, encontraría en Hollywood el reconocimiento que se le había negado por tantos años. “El Pianista” fue la excusa para su tardío premio Oscar, galardòn esquivo por mas de una causa polìtica a lo largo de tantos años. Su mas reciente adaptación de la novela de Charles Dickens “Oliver Twist” (2005), sumado al intrigante thriller polìtico "El Escritor Fantasma" (2010) y a la adaptaciòn de la pieza teatral de Yasimna Reza "Un Dios Salvaje" (2012) encuentran a un Polanski camaleònico, desafiante y versatil, en plena forma fílmica.

Si la mayoría de las películas de Roman Polanski se encuadran dentro del genero de thriller psicológico, un tema recurrente en sus obras es la relación entre víctimas y victimarios. Sus historias describen mundos crueles, grotescos y repletos de repulsión sexual y humor negro. Muchas veces estas historias vistas desde su visión, como un voyeur, siendo nuestros ojos la càmara que registra todo. Es èsta perspectiva gris del mundo, una atmósfera ominosa y un relato que posee características nihilistas son las marcas más indelebles que el autor ha dejado en su legado cinematográfico. Sus films han sido aparentados con los de Alfred Hitchcock, en cuanto a la particular concepción y uso del humor, la tensión y el surrealismo. Caracterìsticas que visten a esas historias amorales de hombre comunes en un medio hostil y muchas veces irónico para ponernos en la piel de sus personajes e identificarnos con ellos. 

Los films de Polanski encuentran todas un punto fuerte de unión e ilustran de la mejor manera -en una suerte de continuación progresiva de su obra- las motivaciones ideológicas y el perfil estético del director. Sin embargo, seria erróneo encasillar al cineasta en un gènero. Se ha mostrado por igual efectivo explorando varios registros cinematográficos, pero es notable destacar un punto en común que une las historias que cuenta el veterano realizador: una unilateral visión pesimista del mundo nos da la llave para entrar en el mas recóndito lugar de su mente donde se encuentra el motor de su trabajo y la naturaleza de su ser. El dolor insuperable de sus difíciles años de juventud son un registro crònico para la memoria y se traslucen en la obra de uno de los mas grandes cineastas del siglo XX.


Filmografía:

Como productor
Bitter Moon (1992)

Como director
El gordo y el flaco (1961)
El cuchillo en el agua (1962)
Les plus belles escroqueries du monde (1964, sólo un episodio)
Repulsión (1965)
Callejón sin salida (1966)
El baile de los vampiros (1967)
Rosemary's Baby (1968) o La semilla del diablo.
Cinema Different 3 (1970)
Macbeth (1971)
¿Qué? (1973)
Chinatown (1974)
Le Locataire (1976)
Tess (1979)
Piratas (1986)
Frantic (1988) (Frenético)
Bitter Moon (1992) (Lunas de Hiel)
La muerte y la doncella (1994)
The Ninth Gate (1999) (La novena puerta)
El pianista (2001)
Oliver Twist (2005)
A cada uno su cine (2007)
El escritor fantasma (2010)
Un dios salvaje (Carnage) (2011)
Venus in Fur (2013)

Como guionista
El cuchillo en el agua (1962)
Aimez-vous les femmes? (1964)
Les plus belles escroqueries du monde (1964)
Repulsion (1965)
Callejón sin salida (1966)
A Taste for Women (1966)
El baile de los vampiros (1967)
Rosemary's Baby (1968) (La semilla del Diablo)
La fille d'en face (1968)
A Day at the Beach (1970)
Cinema Different 3 (1970)
Macbeth (1971)
¿Qué? (1973)
El inquilino (1976) (Quimerico Inquilino)
Tess (1979)
Piratas (1986)
Frantic (1988) (Frenetico)
Bitter Moon (1992) (Lunas de Hiel)
The Ninth Gate (1999) (La Novena Puerta)

Como actor
Generación (Pokolenie, 1954)
Fin de la noche (Koniec nocy, 1957)
Lotna (1959)
Do widzenia, do jutra (1960)
El baile de los vampiros (1967)
The Magic Christian (1969)
Blood for Dracula (1973)
¿Qué? (1973)
Chinatown (1974)
El inquilino (1976)
Back in the USSR (1991)
Una pura formalità (1994)
Grosse fatigue (1994)
Hora punta 3 (2007)
Caos calmo (2008)


No hay comentarios:

Publicar un comentario